Historia

La casa se encuentra aislada y a las afueras del pueblo. Hemos rehabilitado parte de la casa que data de finales del siglo XIX cuidando mucho los detalles, sin olvidar el ambiente rústico y acogedor que le da el ladrillo viejo, la piedra, el adobe y la madera.

La primera impresión al entrar en la casa merece la pena. ¡Sabes que has hecho una buena elección!. En el espacio corrido de la planta baja tenemos el salón con su chimenea encendida dándonos la bienvenida, el comedor con una gran mesa antigua, la cocina rústica, pero muy moderna en cuanto a electrodomésticos y un aseo.


 

La casa

Cada piso de La Tila cuenta con un baño y dos habitaciones muy cálidas y con unas vistas maravillosas. Fundas nórdicas, un par de detalles y un cuadro con fotos antiguas de la labranza en Roscales visten con gran elegancia los dormitorios.

Más cosas de interés

- La calefacción es de gasoil y es controlada por los clientes que sabrán hacer buen uso de ella sin derrochar.

- En el exterior tenemos sillas y mesas para poder disfrutar del día y de la noche en plena naturaleza.

- Admitimos animales de compañía siempre que sus amos cuiden de su buen comportamiento y asuman el coste de los desperfectos que puedan ocasionar.


 

Zona Wifi gratis

Contáctanos